Un viaje por el Códex Seraphinianus

Martín Juárez | @mmmartin26

P1030989

Un día en 1981 la gente salió a vivir su vida de manera común y corriente a excepción de una cosa. Un libro nuevo fue lanzado a la venta. Este libro es uno de los libros más extraños jamás publicados y hasta nuestros días, su verdadero propósito, razón de ser y contenido en realidad nos sigue siendo un gran misterio. A veces las personas tienen la tendencia a ser un poco sensacionalistas con los misterios y las cosas que no comprendemos. Pero la idea de no entender algo que además nos parece atractivo o vistoso es completamente fascinante. El libro del que hablo es el CódexSeraphinianus.

El término Seraphinianus es una latinización del apellido del autor, Seraphini. Del hombre, lo único que sabemos a ciencia cierta es que es un arquitecto, (excelente ilustrador) y buen ocioso italiano. Y bueno, acerca de un códex, se sobreentiende que hablamos de un término que describe a un manuscrito con ilustraciones y demás elementos que dan datos sobre algo.

¿Dónde viene lo interesante?

Lo interesante, horrendo, divertido, absorbente, intrigante (inserte cualquier adjetivo que le plazca a quien lee), es que este códex está escrito en un idioma que nadie ha podido descifrar; pero que sin embargo, dados determinados elementos de lenguaje y demás elementos, nos han dado la información de que sí tienen una coherencia lingüística. Y vamos, no es que solamente gente amateur ha sido la que se ha metido a intentar resolver, o descifrar el contenido de este libro. De hecho, son varios los equipos de criptógrafos (gente que se dedica a estudiar codificaciones para encriptar y resolver rompecabezas de este tipo) los que han lidiado con este contenido y se han quedado con las manos vacías.

CodexSeraphinianus-machine

rainbowpainter-604x270

codex_seraphinianus8

El personaje que dibujó y escribió al Códex no es menos misterioso que su creación. Las declaraciones que ha dado al público son de pocas a nulas. En un par de entrevistas, afirmó que el contenido de su libro es absolutamente nulo y que nadie debería estar pasando tiempo intentando determinar qué es lo que dice. El problema, es que algunas personas (que aún dice y entiende estar muy lejos de poder terminar con la solución de este misterio) han clamado haber encontrado ligeras piezas que tienen sentido con matemáticas avanzadas en un sentido para poder encontrar y romper algunos de estos códigos.

CodexSeraphinianus-flowers

poderes-unidos-codex-seraphinianus_08

Ahí es donde las cosas no cobran todo el sentido que deberían cobrar, y a mi juicio, es donde empiezo a hacerme preguntas sobre un tema que todavía no alcanzo a conocer bien. Lo que no entiendo en realidad es la razón por la que alguien dice que su propia creación no tiene sentido, y sin embargo, gente con mucho talento en la criptografía (que créanme que no es para nada un trabajo fácil) ha encontrado distintos patrones con números en base 21 (lo que requeriría mucho talento para poder poner y una probabilidad menor a la de una entre varios millones para que fuera una casualidad)  dentro del documento que hacen inverosímil la idea de que alguien hubiera puesto tanto empeño en algo que no tiene ningún sentido.

Quizás la insistencia de quien investiga, en función de poder encontrar aquello que busca (aunque no exista) sea la cosa que tenga la culpabilidad de estos problemas. Pero los enigmas alrededor del Códex son tan amplios y tan vastos que dudo que alguien pueda tener los elementos (de menos en tiempos futuros) y el tiempo, y la determinación para poder encontrar lo que hay detrás de todo este embrollo. La gente ha hablado desde teoría combinatoria avanzada, hasta un mensaje extraterrestre, una teoría conspiratoria de gobiernos (todo, por supuesto, hallable en las entrañas del internet), una teoría lingüística noveau, y demás cosas que dan noción de lo poderosa que puede ser la imaginación humana.

Lo que es cierto es que el códex, con las imágenes más interesantes que he visto en varios años, y los grafos tan extraños, y las imágenes y demás cosas; son el perfecto combustible para echar a andar los vehículos de la mente a lugares tan lejanos como el cielo mismo. Verlos, y especular y divertirse, a fin de cuentas; no tiene absolutamente nada de malo.

 alcune_delle_illustrazioni_del_codex_seraphinianus_1363

splittingtrees

alcune_delle_illustrazioni_del_codex_seraphinianus_8192

amoebarope

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s